Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

La niña de la Biblia

Si confesares con tu boca que Jesús es el Señor y creyeres en tu
corazón queDios le levantó de los muertos, serás salvo. Romanos 10:9.

Cuando Shaji tenía nueve años comenzó a asistir a una escuela cristiana dominical en la casa de un vecino. Cierto día, el maestro pidió a los alumnos que preparasen una exposición sobre el gozo de la nenabiblia1.jpgsalvación. La madre de Shaji era una hindú, pero ayudó a su hija diciéndole: “Diles lo que tú sabes acerca de Jesús”.

De modo que cuando a la semana siguiente le tocó el turno a Shaji, ella contó cómo había entregado su vida a Jesús y se había transformado en una niña mejor, y de qué modo Dios la había bendecido en sus estudios. El maestro le entregó una Biblia por su buena presentación, y esto la inspiró para hablar a sus padres y amigos sobre la nueva fe que había hallado.

Cristo ha llegado a ser el Señor de nuestro hogar –dice Shaji.

Mi padre era un borracho. Oramos por él durante varios años, y ahora es una persona totalmente cambiada. La gente viene a nuestra casa en busca de aliento y de ayuda espiritual.

Cuando los representantes de la Sociedad Bíblica de la India visitaron a Shaji en la escuela secundaria cuando tenía 15 años, pudieron localizarla porque la mayoría de los otros estudiantes la conocían como “la niña de la Biblia”. Cada día, a pesar de la oposición que encuentra, lee una porción de las Escrituras a sus condiscípulos y dirige un grupo de oración bajo los árboles de caucho cercanos a la escuela.

La “niña de la Biblia” hizo lo que Pablo  y otros les aconsejaron a los
cristianos que hiciesen.

“Esfuércense para despertar a los hombres y a las mujeres de su
insensibilidad espiritual. Díganles como encontraron a Jesús y cómo han sido bendecidos desde que vivieron una experiencia en su servicio”.

“sus palabras cálidas y fervientes los convencerán de que han encontrado la perla de gran precio. Que sus palabras alegres y animadoras muestren que han[…] encontrado el camino superior.

Esta es obra misionera genuina, y al hacerla, muchos despertarán como de un sueño”



Ultimos comentarios

Dejar comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Recibe las nuevas
reflexiones en tu correo!

Escribe tu dirección de email: