Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

CONFIANZA EN LA TORMENTA

Confianza en la tormenta

En seguida Jesús le tendió la mano y, sujetándolo, lo reprendió: ¡Hombre de poca fe! ¿Por qué dudaste?- (Mateo 14: 31).

LA PALABRA DE DIOS NO DEBE AUMENTAR nuestra inseguridad. Algunos se sienten inseguros cuando leen las declaraciones que se refieren a los peligros de los últimos días; en forma particular, la declaración del Señor en su sermón profético: «Porque surgirán falsos Cristos y falsos profetas que harán grandes señales y milagros para engañar, de ser posible, aun a los elegidos (Mat. 24: 24). Algunas personas se concentran tanto en los problemas de los últimos días, que se olvidan del poder protector de Dios. Piensan que habrá engaños tan poderosos y sutiles que difícilmente podrán resistir Pasan por alto el hecho de que Jesús dijo: «De ser posible». Esto quiere decir que es imposible que los hijos de Dios sean engañados. Debemos descansar seguros en el brazo poderoso de Dios, y no vivir en la inseguridad.
En las filas adventistas “hablamos” de un complejo de persecución. Nos fascina el estudio de los eventos finales, y constantemente se habla de la crisis de los últimos días. Nos detenemos particularmente en el asunto de cuan terribles van a ser esos últimos días, y la persecución contra el pueblo de Dios ocupa nuestro foco de interés. Por supuesto, debemos estudiar las profecías bíblicas que hablan del fin, debemos prepararnos espiritualmente para esos eventos. Tampoco es malo reflexionar en el hecho de que al pueblo de Dios le esperan días difíciles. Sabemos, como dijo el apóstol, que «es necesario pasar por muchas dificultades para entrar en el reino de Dios» (Hech. 14: 22). Pero no debemos permitir que el temor o el miedo nos traigan inseguridad y desconfianza.
Hay algunos que opinan que esas persecuciones y tribulaciones que vendrán sobre el pueblo de Dios van a ser tan severas que corremos el riesgo de no poder resistirlas. No debemos olvidar ni por un momento que el Señor estará al lado de cada uno de sus seguidores, y que debemos tener confianza y seguridad en sus promesas.

Que Dios te bendiga, oramos por ti!

Abril, 12 2010



Ultimos comentarios
  1. manuel mendoza barbarini
  2. Elizabeth Rivera Gonzàlez
  3. rosmerys duque
  4. Armandina
  5. isidoro barbosa
  6. manuel mendoza barbarini
  7. olga

Dejar comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Recibe las nuevas
reflexiones en tu correo!

Escribe tu dirección de email: