Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

¿Continuarás siendo fiel?

 

¿Sabías que los seres humanos somos muy particulares? Mientras estamos bien nos olvidamos que existe un Padre de bendición, y recurrimos a Él solo cuando las cosas van mal, Mas cuando todo, “aparentemente”, vuelve a estar bien, nos a apartamos para seguir viviendo desordenadamente y haciendo lo malo, es decir vivir una vida desagradable delante los ojos de Dios. Aún así, Dios es fiel y misericordioso, pues independientemente de cómo te portes, Su gracia nos permite seguir disfrutando de las bendiciones. ¿Será que nosotros también podemos ser fieles en las malas, así como en las buenas?.

Mira lo que la Palabra nos enseña hoy:

 “En mi angustia invoqué a Jehová, y clamé a mi Dios; Él oyó mi voz desde su templo, y mi clamor llegó a sus oídos (2 de Samuel 22:7 RVR1960).

Esta es una promesa para ti en este día, Jehová Dios nos escucha siempre, nuestros clamores no son en vano. Esta porción de laBiblia nos enseña que, tenemos la seguridad que Dios escucha. Aquí la diferencia es que el clamar se levanta en tiempos de angustia. No obstante, el rey David nos enseña una lección súper importante: siempre debemos bendecir a Jehová, y en todo tiempo (Salmos 34:1 RVR1960), ¿tienes tú esa misma disposición? El gran secreto yace en dos aspectos: número uno, la communion que tengamos con el Señor y, número dos, la actitud de alabanza hacia Él. El clamor no solo viene en tiempos de angustia, como hijos debemos clamar de continuo.

Jehová Dios desea que aprendas a clamar, a alabarle y a bendecirle en todo tiempo, así en la sequía como en la abundancia. El objetivo no es apartarse aunque venga la adversidad, pues Señor Jesús nos prometió que, tendríamos aflicciones (Juan 16:33 RVR1960) y es ahí cuando Dios probará cuán fuertes y fieles seremos con Él. La adversidad o aflicción es solo un momento en la vida, no es para siempre. Hay una promesa de la cual quiero que te aferres hoy: buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré (Mateo 25:23 RVR1960). Wow, esta cita siempre me ha impactado porque hay esperanza, no siempre vivirás en la escasez ni en el desierto. No siempre estarás en medio de la tormenta, hay calma después de ella. Ahora bien, déjame hacerte una pregunta y ¿qué pasará cuando te pongan sobre lo mucho? ¿Continuarás siendo fiel?.

Dios te bendiga sobreabundantemente en este nuevo amanecer. Si estás atravesando por el desierto hoy, mi oración es para que Él te dé las fuerzas necesarias y la esperanza porque dentro de poco serás puesto sobre mucho. No olvides ser de bendición para otros, comparte este mensaje con otras personas.

Bajo la guía del Espíritu Santo,

Sergio Meza Padilla



Dejar comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Recibe las nuevas
reflexiones en tu correo!

Escribe tu dirección de email: