Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

La llave perdida

Un sabio encontró a un muchacho cuando éste estaba buscando algollave.jpg de rodillas.
“¿Que andas buscando muchacho?
“Mi llave, la he perdido? ”
Y arrodillados los dos, se pusieron a busr la llave perdida. Al cabo de un rato dijo el sabio:
“¿Dónde la perdiste?”
“En casa”
“¡Santo Dios! Y entonces, ¿por qué la buscas aquí?
“Por que aquí hay luz”.
Reflexión: ¿De qué vale buscar a Dios en lugares santos si donde lo has perdido ha sido en tu corazón?.

Amos 4:5 “Buscadme, y viviréis.”

Mateo 6:33 “Pero buscad primero su reino y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas”

Apocalipsis 3, 20:
“He aquí, yo estoy á la puerta y llamo: si alguno oyere mi voz y abriere la puerta, entraré á él, y cenaré con él, y él conmigo.”

Fuente: .- EL CANTO DEL PÁJARO, de Antony de Mell



Dejar comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Recibe las nuevas
reflexiones en tu correo!

Escribe tu dirección de email: