El Presidente que una vez fuera perfecto

(Aniversario del Juego Perfecto)

Nació en Granada, Nicaragua, en 1955. Se dio a conocer a nivel nacional cuando lanzó por su equipo de béisbol Prego Júnior en el Campeonato Juvenil de 1971, ganando 1-0 al permitir un solo hit e impulsando él mismo la única carrera de su equipo con un cuadrangular.

En 1972, a los diecisiete años de edad, ganó once juegos para los Tiburones, incluso el partido en que se coronaron campeones frente al equipo de León. Posteriormente jugó como abridor frente a Cuba en el Torneo de la Amistad celebrado en la República Dominicana, y se destacó lanzando por Nicaragua tanto en el Mundial de ese año como en el de 1973.

En 1976, José Dennis Martínez Ortiz debutó con los Orioles de Baltimore como el primer pelotero nicaragüense en llegar a las Grandes Ligas.

A lo largo de veintitrés temporadas como abridor derecho, Dennis Martínez, que llegaría a conocerse con el mote de El Presidente, jugó diez años con los Orioles de Baltimore, siete años con los Expos de Montreal, dos años con los Indios de Cleveland, y un año con los Marineros de Seattle y los Bravos de Atlanta respectivamente. Ganó 245 partidos, más de cien en cada liga, hasta la fecha más que ningún otro lanzador hispanoamericano y más que ningún otro pícher que no hubiera ganado veinte partidos en ninguna temporada. Ponchó a 2.149 bateadores en casi 4.000 entradas, permitió un promedio de 3.70 carreras ganadas por partido, y jugó en cuatro Partidos de las Estrellas y en dos Series Mundiales. Con razón que ingresó al Salón de la Fama del deporte nicaragüense en 1994, y que en el año 2001 se le nombró Atleta del Siglo en Nicaragua.

En treinta de los 122 juegos completos que lanzó en las Ligas Mayores, El Presidente no permitió una sola carrera. El 28 de julio de 1991, jugando por los Expos contra los Dodgers en Los Ángeles, lanzó un juego perfecto, retirando a los veintisiete bateadores contrarios en orden consecutivo. Fue el primer lanzador latinoamericano en lograr esa hazaña, y sólo el decimotercero en más de 150.000 juegos en la historia del béisbol.1

En 1983, al cabo de diez años entregado a la bebida, festejando cada triunfo con licor, Dennis había sido arrestado por conducir en estado de embriaguez, lo cual había mermado notablemente su rendimiento profesional. Sus excusas para beber habían sido el estar alejado de su familia, las barreras del idioma, la soledad, los largos viajes y la guerra en Nicaragua.2 En una entrevista que concedió en el decimoprimer aniversario de aquel inolvidable juego perfecto que lanzó ocho años después del arresto, Martínez dijo: «[Ese juego] me permitió entender que Dios tenía un propósito para mi vida. [Él] me había sacado de mis dificultades con el alcohol, y ahora me daba un premio a los cambios que como persona, como padre, amigo y compañero, había hecho en mí…. Hasta hace unos tres o cuatro años recibía cartas de mucha gente que me agradecía el que yo hablara de cómo Dios nos puede cambiar la vida; y en el caso mío, de cómo Dios te puede ayudar a dejar de tomar. Algunas de las cartas hablaban de personas que ya tenían dos, tres o cuatro años de no tomar, y eso me alegró muchísimo. Pienso que ese fue el mejor logro que me dejó el Perfecto.»3

Carlos Rey
Un Mensaje a la Conciencia
www.conciencia.net


1Wikipedia, s.v. «Dennis Martínez» <http://es.wikipedia.org/wiki/Dennis_Mart%C3%ADnez> En línea 6 marzo 2009; Edgard Rodríguez C., «Dennis Martínez: Pitcher de Grandes Ligas, “Un día perfecto”» La Prensa (Digital) <http://www.laprensa.com.ni/archivo/2002/julio/28/ dom_entrevista/dom_entrevista‑20020728‑01.html> En línea 21 marzo 2009; Frank Pereiro, «El “Juego Perfecto” de Dennis Martínez» <http://planeta‑beisbol.com/2008/12/23/ el‑juego‑perfecto‑de‑dennis‑martinez/> En línea 21 marzo 2009; Edwin Kako Vázquez, «Dennis Martínez (Peloteros Nicaragua): «Lanzador latinoamericano con más victorias en las Grandes Ligas (245)» <http://www.1800beisbol.com/baseball/Deportes/ Nicaragua/Dennis_Martinez_Peloteros_Nicaragua/> En línea 21 marzo 2009.
2Wikipedia, s.v. «Dennis Martínez».
3Edgard Rodríguez C.

Un Mensaje a la Conciencia

Palabras claves:, ,


Dejar comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *